Archive

You are currently browsing the Pinb blog archives for Septiembre, 2006.

Sep

27

Teodoro Guerrero.

By Tutty

Hace cinco años, el verano del 2001, encontré este poema y lo escribí detrás de una postal (una postal muy bonita, que ya os escanearé).
Ahora, otoño del 2006, me ha parecido que lo escribí para leerlo hoy.

El fuego de una pasión,
muy tarde, o nunca se apaga,
aunque en el pecho se haga,
pedazos el corazón;
porque el alma enamorada
que aparece fría y muerta,
se reanima y despierta
al calor de una mirada.

Teodoro Guerrero.

//de limpieza.

Sep

17

Si algo puede salir mal…

By Tutty

Eso es lo que dice la primera y principal ley de Murphy.
Son tan usadas, tan repetidas, tan generales, y se dan en la vida cotidiana tantas veces que se ha convertido en otro refrán popular más.

Además, hay un corolario no escrito, que especifica que si cinco cosas no están atadas y bien atadas, es mucho más probable que las cinco vayan mal, que que todas vayan bien.

Yo no soy muy perfeccionista.
Soy de la que me estudio los exámenes a medias, de las que me la juego y arriesgo en la vida, y de las que no reserva.
Si habrá hostal/billete/butaca/autobús/flores/pasteles….!!
Siempre hay: excepto cuando voy yo. Que todo se acaba.

Sin ir más lejos, esta tarde viajo a almuñecar y hasta hace un cuarto de hora no sabía ni los horarios de los autobuses… porque… las seis es una buena hora. Las seis es la hora en que hay autobuses para todos los destinos.
Pues sí. Casi.
A las 8, porque el de las cuatro ya lo hemos perdido.
(Factor riesgo… sí…)

Lo cierto es que como estoy tan acostumbrada a que nada salga como lo espero, luchar contra los inccidentes se hace tan cotidiano que el día que sale algo bien, que todo funciona a la primera, que no tienes que luchar contra las personas/las máquinas/o las reglas que marca el mundo, ves todo muy diferente. Parece que todo va a mejor.

Todo este rollo os lo cuento porque ayer, a mí, me salió todo casi-perfecto.
Y lloré.
Os prometo que no lloro viendo La lista de Schindler y cosas así hacen que suelte alguna lagrimita.

Me compré el viernes (que fué fiesta en Granada, pero no en Peligros) un bichuchillo en el Media Markt.
El Media Markt es ese gran almacén rojo que pese a la horrible publicidad que tiene, todos nos hemos convendido de que no queremos ser tontos, y ahora lo tenemos en cuenta para comparar precios cuando queremos comprar algo (que no es poco).
Un bichuchillo es esto:
bichuchillo

Es… un disco duro externo que tiene salida para tv. (Pero me parece un nombre muy largo).

Pues compré ese en oferta.
Y me lo llevé a casa.
Al abrirlo descubrí que ese aparato ya había sido manipulado.
Los cables no venían tan correctamente enrollados como era de esperar, las pilas plastificadas, y el disco duro tenía huellas grasientas en la carcasa.
Primer mosqueo.
Lo enchufé al usb de mi portatil.
Y esperé, esperé y esperé a que mi linuxillo me dijera que había detectado algo. Así que, me pasé a windows (segundo mosqueo).
Y tampoco lo detectaba. (Oh! qué raro! mosqueo total)

¿Qué harías tú?
Pues yo me dí un paseito el sábado por la mañana hasta el Kinépolis.
“Oiga… que no funciona…”
Acostumbrada a los asistentes por teléfono, me resultó impresionante que el chico del servicio post-venta me creyera. Porque siempre me hacen creer que soy la más estúpida del mundo.

“Lo has enchufado? Has reiniciado? Lo has encendido? Se enciende la luz azul? has puesto el cable bien? tu ordenador tiene menos de 20 años? lo has metido en un usb, seguro?”
Que sí. Que no funciona. NO- funciona. Más ganas tengo yo que funcione -que soy la que no tengo internet/microondas/impresora/mp3 y NO lo hace.

Después de que el chico me creyera a la primera y no comprobara que estaban todos los componentes que llegaban en la caja del disco duro (cables, mando, etc…) -no es que me hubiera mangado nada, pero… qué detalle, no?-) me dijo que pasara y que cogiera uno nuevo, y además añadió: y luego te pasas por aquí, que te comente una cosilla.

Pues la cosilla era que los de BestBuy la habían cagado un poquito con las explicaciones del formateo. Porque WindowsXP no dejaba formatear en Fat32, sólo en NTFS. Y el bichu no reconocía ese formato.
Pues allí mismo me grabó un cd con las instrucciones, y un programa (estilo Partition Magic) que sí que permitía formatear y particionar como a uno le daba la gana.

Pues me resultó raro. Que antes de tener un problema te adviertan, que te graben un cd por la cara -que además me dejó abierto, por si quería grabar alguna otra cosilla en los 870 megas que sobraban-, y que te atiendan tan amablemente. (Con lo fácil que hubiera sido “tú mira en la página web, que ahí viene”)

Pues sí, yo le hubiera dado un beso al tío.
En su defecto le pregunté su nombre, y añadí una felicitación “A David, de servicio PostVenta” en el buzón de sugerencias.

El programita funcionaba cachi y ahora disfruto de mis peliculillas en divx en la tele. (Toda la temporada 2 y 3 de Scrubs me he tragado en un día)

Nota: sí, este post parece un capítulo de los Simpsons. Ha empezado con algo totalmente distinto de lo que ha empezado.

Sep

16

Tutty dice:

By Administrator

Nos llevamos el portátil a Almuñecar, donde estaremos la semana que viene.

A ver si la brisa del mar me inspira un poquiñito y escribo algo. Jo.

T___T

(Tengo un to-do enoooorme)

Sep

14

Sierra Pandera

By Xavi

Por mucho que suene a culo, no, no es un post pornográfico. Es solo un coñacillo de post normal y corriente.

Después de tres años sin pasar, hoy la etapa 18 de la vuelta ciclista a españa vuelve a acabar en Sierra Pandera, una pequeña montaña que esta muy cerca de Los Villares, y yo con lo aficionado que soy, me lo estoy perdiendo. Arggg.

De la vez que me pasee por allí (allá por el año 2003) tengo bastantes recuerdos.

La noche anterior a la etapa, a mi amigo Álvaro y a mi, hablando sobre Sierra Pandera, se nos ocurrió ir, pero como siempre lo decíamos en plan cachondeo, nos sorprendió mucho que mi padre accediera a llevarnos (o_O iuju! gracias!).

PanderaperfilYa no recuerdo cuanto duró la felicidad, supongo que, unas 12 horas (las horas de sueño y el viaje hasta los villares) porque al llegar y ver que nos tocaba subir a pata unos ocho kilómetros de paredes (si, si, paredes!) hasta la meta….se te caia el alma al suelo y se dejaba arrastrar hacia abajo por la gravedad…Pero bueno, con un par de cojones piiiiiiiii y medio (se puede decir cojones? No, no se puede…) echamos nuestro par de horitas subiendo a pie hasta la cima de la Pandera, a unos 50m del final (ya que estabamos separados de la meta por la gran valla de los VIP) y mientras esperabamos que llegaran los ciclistas, Alvaro y yo nos dedicamos a tontear, con los globitos y las manoplas que nos iban dando las animadoras de La Vuelta.

Mi padre, por su parte, intentaba conseguirse una sudadera de cualquiera de los equipos que pasaban por allí, intentando hacerle la pelota a los que las transportaban para luego dárselas a los ciclistas en cuanto llegaran. Pero no lo consiguió y le dio un poco de rabia…xD

panderaSobre las 4 de la tarde, los ciclistas empezaban a subir el puerto y uno de los helicópteros de seguridad arrasaba con todos los “quitamiedos” y las vallas que protegían a los ciclistas de salirse del carril en el último tramo de la subida (ya que es estrechísimo) y pudimos volverlas a colocar más o menos como estaban mientras subian y no, pero los ciclistas no podían estar todavía totalmente seguros….quedaba superar el peor de los riesgos: el fanatismo extremista de Álvaro, que empezaba a impacientarse y a planear ideas de lo más pintorescas, como plantarse en calzoncillos en mitad de la cima de la montaña y de las cámaras de TVE…

Mientras me contaba su plan, llegaron los tres ciclistas de Cabeza: Roberto Heras, Oscar Sevilla y otro más…del cual, por culpa de la gran cantidad de estupefacientes ingeridos desde entonces, no recuerdo el nombre… Y empezamos a aporrear con ganas las vallas, a chillar y a berrear, como lo haría ese tío de los Serrano. Alvaro además aporreó (sin querer) a Oscar Sevilla (que se desequilibró un poco…pero no llego a caerse) y se puso blanquísimo despues de ver lo que había hecho o_O.

Con el cachondeo de matar a ciclistas y demás empezamos la bajada de la montaña, fijándonos bien por los laterales de SierraPandera, en busca de botellas de agua…y ambos conseguimos: Alvaro, del Cofidis, y yo, del U.S. Postal S. Estas botellas y un cartel de 5 km a meta que nos cargamos son los recuerdos físicos que nos quedan del viaje, que fue el mejor de todo el verano.

Por cierto, desde entonces esperábamos que volvieran a Sierra Pandera para hacer la escalada en bicicleta en vez de a pie…

Sep

8

Backtracking

By Tutty

1_backtracking

En el mundo de los no-mortales hasta nuevo aviso…

Sep

6

La chica de la habitación al lado. Fran Perea.

By Tutty

[…]
Lo que conoces de mí
son solo las piezas del puzzle
que puedo mostrarte,
me falta un pedazo de tí
un gesto para rogarte que dejes de verme
como ese chico de al lado.

Mientras tanto los dos desayunamos
miradas cada mañana
mientras tanto los dos somos reflejos
perdidos en tu ventana
siendo la chica de al lado.

Viendo pared con pared
lanzando los besos al aire que nunca te di
saltando al suelo sin red
soñando con puertas que no se abrirán para mi
soy ese chico de al lado
y cuando el tiempo pasó
desengañado no pude seguir esperando
me tengo que conformar no habrá señal ni lugar
y es que tu simplemente, eres la chica de al lado
mientras tanto los dos, desayunamos
miradas cada mañana
mientras tanto los dos, somos reflejos perdidos
en tu ventana
siendo la chica de al lado.

La chica de la habitación al lado. Fran Perea.

Sep

5

Entrada N

By Tutty

Y me rasqué, y me rasqué, y me rasqué el antebrazo con fuerza.
Con ansiedad.
Picaba intensamente.

Así que como si quisiera dejarme las uñas froté tanto que se enrojeció.

Y seguía picando.

Y unas minúsculas gotitas de sangre afloraron.

Al ver los puntitos rojos, me dí cuenta de que estaba viva.

Sep

5

Vuelta al cole.

By Tutty

¿A tí no te gustaba la vuelta al cole?

A mí me encantaba.

Me gustaba comprar un estuche nuevo, colores nuevos, bolis y lápices nuevos. Sacapuntas nuevo.
El olor de la goma Milán 430.

Me gustaban los libros nuevos y no abrirlos demasiados los primeros días. Forrarlos al empezar el curso.

Me gustaban las libretas nuevas, la delicadeza de la letra de las primeras páginas (voy a hacer una libreta que luego puedan admirar mis hijos…).

Como este es el primer año que no tengo una vuelta al cole propiamente dicha, y no empiezo con propósitos de curso nuevo (voy a ir todos los días a clase, lo voy a llevar todo al día, voy a hacer todos los ejercicios…) pues he echado de menos ese ambientecillo -ya soy mayor :_ – y me he ido al Corte Inglés, a vivirlo con intensidad.

Cuando yo era pequeña, en Música no se estudiaba música. Se estudiaba Historia de la Música. Al final de curso (si llegaba) sabías mucho de los compositores del Romanticismo, pero no diferenciar un Do, de un .
Los niños de hoy en día sí que saben música.
El libro viene con una flauta. Y en la primera página te enseñan qué agujero hay que tapar para que de tal (o cual) nota. Y después tienes todo un año para practicar.
Para practicar el Happy Birthday. Clavelitos. El himno de la Alegría, el de Estados Unidos. Y hasta My Heart Will Go On.

34115264387274

Cuando yo era pequeña mis libros de lectura comprensiva iban de princesas delicadas como flores que tenían madrastras malvadas como brujas. Y al final la princesa, que era buena, siempre ganaba. Y se quedaban con el príncipe, del que se habían enamorado en un flechazo.
Los niñas de hoy en día, no sólo no tienen Barbies O_o, sino que sus cuentos van de princesas moteras rebeldes. Que además tienen 50 novios antes de encontrar a su príncipe azul.

Los cuadernos de plástica de los niños de hoy en día son mucho más divertido. Yo recuerdo haber intentado sombrear un peón hasta morirme del disgusto.
Ahora es en plan coge las acuarelas y pinta lo que para tí significa el amor libre.

Sin embargo hay cosas que siempre te hacen querer (más que nada) volver al cole.
Yo ayer encontré dos.

Cuando yo era pequeña llevaba archivadores de Mickey, de las Tortugas Ninja, o del Rey León a clase.
Las niñas de hoy en día llevan a Jack Sparrow (un Jonnhy Deep mostrando su perfecto perfil ante un atardecer que ya quisiera yo vivirlo con él) o a Will Turner (Orlando Bloom y su impecable camisa blanquisima – pero viejisima- a pecho descubierto con cara de soy un héroe).
Como yo quiero volver al cole, ya me he encargado de comprarme la de Jack Sparrow. Aunque sea para tenerlo encima de mi estanteria.

mc
La segunda cosa que hizo que tuviera ganas de volver al cole fueron unos cuadernillos de trabajo (para la asignatura de informática) para los chicos de la ESO que ha sacado McGrawHill. Uno para cada curso, más un libro para 4º.
Informática GNU/LINUX.
El libro lleva un live-DVD con las cinco distros educativas gnu/ Linex (en Extremadura), Guadalinex (en Andalucía), LliureX (en Valencia), MoLinux (en Castilla la Mancha), MAX (en Madrid), y no sólo recoge una introducción a la informática con proyectos GNU/Linux, sino que enseña a instalarlo (a que conviva con Windows), a manejarlo, a usarlo diariamente, a manejar el software que trae, sus accesorios, utilidades. A navegar en Internet con Mozilla, a mirar el correo electrónico con Evolution, a manejar el OpenOffice, programas educativos (mecanografía, geometria, y astronomia), y a grabar CDs, dibujar, y ver películas.
Completísimo.

(Xavi estuvo a un plis de comprarse uno….)

Sep

5

Seguridad

By Tutty

seguridad

Yo no me siento más segura…

Sep

3

Tempestad…

By Tutty

olas
…en el alma…