Pinb

Pinb Is Not a Blog

Sep

4

La malafollá.

By Tutty

Cuando uno nace malafollá, nace malafollá.
Ya nazca en Granada, en Madrid o en Nueva York.

Yo creía que esto era más típico de mi tierra, y que fuera de la provincia la gente sería cándida y amable, simpática y agradable.
Pues no.

La primera vez que le puse gasolina al coche nuevo, todavía estaba en Granada, yo llegué con la única información que me había dado el del concesionario: no es diésel, es gasolina.

Aparco en un surtidor, entro en la gasolinera, y le digo al “señor” gasolinero (digo señor, porque aun no lo conocia, como dice Groucho Marx)
– 20€ de gasolina – Importantísimo: gasolina, no diésel!
Y me dice el gilipuertas:
– Hombre…. No van a ser caramelos!!
Ô.ó

Tenía olvidado este suceso hasta esta mañana, cinco años después, y menos de seiscientos kilómetros conducidos.
Cuando por tercera o cuarta vez he ido a echar gasolina, a las 7 de la mañana (con tiempo, por si acaso) antes de venir a trabajar.
He aparcado junto al surtidor, he pagado 50€ de Sin Plomo 95 (que llenan casi los mismos litros que los 20€ del principio), y cuando he cogido la manguera, no me daba la longitud de la misma. No terminaba de encajar el pitorro, por tres o cuatro centímetros.
– Ya estamos-. He colgado la manguera pongo bien el coche, y se me va el importe… Entro en el establecimiento -Verá, que he descolgado y colgado la manguera… Y se me ha ido el importe…-
Y me dice el tío -Claro, nena, si aparcas el coche en el surtidor de enfrente, cómo te va a dar…-
-Seguro que no es ud. de Granada?- Le he contestado.
Pero no me ha entendido.

2 Responses so far

Jajjaajaj

uins, he descubierto que las mangueras son más largas de lo que yo creía. Que tiras, y hay más manguera enrollada por dentro…. Ahora todo encaja.

Leave a comment